Cómo conseguir una Página Web Responsive

Cada vez son más los usuarios que emplean el móvil para acceder a Internet. Según diferentes estudios se calcula que 7 de cada 10 personas se conectan todos los días a través de su teléfono móvil durante, al menos, 30 minutos.

Se estima que en 2020 los teléfonos móviles serán responsables del 80% de las operaciones bancarias. Y es que, los datos confirman que el número de personas que compra en Internet a través del móvil está en aumento.

Por ello, todo aquél que tenga su negocio en Internet debe contemplar el móvil como un gran aliado y adaptarla a los diferentes dispositivos, esto estará tanto en el beneficio de usabilidad como en mejorar la experiencia del usuario.

También nos beneficiará en cuanto al SEO, ya que abarcaremos un mayor número de dispositivos desde los que Google nos encontrará, por lo que podemos captar más tráfico para nuestra Web.

De este modo, aumentamos la tasa de conversión, y es que los usuarios estarán más seguros al comprar un producto en una Web amigable para móviles. A esto se refiere, precisamente, el término responsive, a esa respuesta que damos a la usabilidad móvil de nuestra Web.

Diseño y Contenido. El Combo que no puede faltar en nuestras Páginas Web

Lo cierto es que a mí me llevo un tiempo confiar en mí y en mi negocio y dar el gran salto para ponerme 100% en mi proyecto. En cuanto tomé esa decisión, lo primero fue empezar a considerar todas las cosas que estaba haciendo mal.

Y en lo que respecta a mi estrategia en el entorno digital había unas cuantas. Principalmente, me sentía capaz de hacerlo todo sola. Gran error. Aprender a delegar fue una de las grandes cosas que he aprendido este último año.

Hay que priorizar y aprender a distinguir aquello que tu proyecto pide a gritos e invertir en esta dirección. Así es, si queremos que nuestro proyecto crezca tenemos que invertir en él. Y es que por muchas horas que pasemos delante del ordenador diseñando, nunca podremos conseguir el resultado que un Diseñador Profesional puede darnos a nuestra Web.

Por ello, al final esa pequeña inversión revierte enormemente en beneficio de tu proyecto. Recordemos que si una Web puede ser nuestra gran aliada también puede ser lo contrario, puesto que la primera impresión que se lleva un usuario al navegar por nuestra Web es clave, y si esa primera impresión es de una Web “cutre” no solo nos va a costar recuperar a ese usuario, es que en cuestión de segundos ya lo hemos perdido.

Esta es la razón por la que lograr un diseño elegante y sencillo, fiel a nuestra empresa y productos es tan importante.

De hecho, después de ver el trabajo que hicieron en mi Web los profesionales de E-Ingenia, supe que estaba yendo por el buen camino.

Consiguieron dar coherencia y estructura a mi Web y adaptarla a mis clientes potenciales, también me explicaron cómo elaborar contenido adaptad a lo que realmente quería expresar y transmitir.

Así como a entender que la usabilidad Web está por encima del aspecto gráfico, y que sí, este es importante pero siempre tenemos que ponernos en el lugar de nuestro futuro cliente y elaborar contenidos directos y sencillos.