Consejos para buscar inmobiliaria

Cuando alguien tiene que vender o comprar un piso tiene que tener en cuenta algunos aspectos. Está claro que las agencias inmobiliarias no son ONG, y menos aún los empleados, que van a comisión y querrán, nunca mejor dicho, vender la moto, o en este caso, vender el piso. Por eso, vamos a darte unos consejos que tienes que tener en cuenta a la hora de ir a una inmobiliaria, ya que comienza de nuevo a haber un despunte de la venta de casas.

En este caso nos ha gustado mucho la forma de trabajar que tiene Inmobiliarias Madrid, os vamos a ofrecer sus principales puntos, que les hace diferente de la competencia y por eso, nos gusta confiar en ellos.

Dicen que una imagen vale más que mil palabras, y en este caso, lo mejor es acudir a inmobiliarias que sí que utilicen fotógrafos profesionales. Hay algunas que ponen fotos caseras que no representan la realidad.

Hay empresas que facilitan la venta, no cobran nada al comprador. Y por ejemplo, reconocen tu ayuda, si trae al comprador sus honorarios se verán reducidos al 1%. Ellos te tienen informado en cada momento, y dan un servicio para una persona y no para una propiedad.

Precio de gestión

Además tienen el precio de gestión más barato del mercado pues los honorarios son los más bajos, sólo el 2%, algo que está muy bien porque en otras empresas esa cifra llega incluso al 10%.  ¿Por qué tienen estos precios? Pues porque ahorran en en gasto de oficina, su piso es su mejor escaparate. Ahorran también en publicidad, realizamos publicidad efectiva y no masiva, dando de alta su propiedad en el portal web líder (con más de 8 millones de visitas mensuales). También al ser trabajadores autónomos ahorran en gastos fijos. Por último, ahorran en teleoperadores, gestionan las llamadas de forma automática, disponibles 24 horas al día desde su inmobiliaria en Madrid.

Lo más curioso es que mientras tu contrato de exclusividad este en vigor, por cada amigo que firme con ellos se aplicará un descuento del 0.25% a cada uno, hasta una reducción máxima del 1%.  Por otro lado, si eres tú quien trae al comprador, los honorarios se verán reducidos directamente al 1%. Pero su trabajo como inmobiliaria en Madrid no, ya que seguirán con el proceso encargándonos de todo hasta el día de la venta. La reducción máxima de estas promociones nunca será superior al 1%, en caso de poder optar a ambas se aplicará la de mayor descuento.

Letra pequeña

No te obligan a un importe mínimo por transacción. Algo que supone unas condiciones pioneras en España, sin letra pequeña. Y es que esta letra ha provocado que en nuestro país se hayan provocado muchos atropellos. Estamos hablando de las famosas cláusulas suelo, que ya comienza a tener las primeras sentencias favorables para los compradores.  Y es que como decía Albert Einstein: “Si buscas resultados distintos no hagas siempre lo mismo”.

Un único interlocutor le permitirá liberar su tiempo de atención a compradores y agentes. No por ser más, el trabajo se hace mejor. No es cuestión de cantidad, sino de calidad. ¿Verdad?