¡Bienvenidos a Descúbrenos, el mejor portal de noticias de mercado!

Descubre cómo crear tu propio blog con estos consejos.

Internet no sólo está repleto de vídeos de gatitos, juegos o páginas de Wikipedia, sino que también está lleno de blogs de muchas tipologías distintas capaces de satisfacer los conocimientos de multitud de personas a diario. Por ello, si te gusta leer, te gustará pasar un buen rato navegando por un blog que cubra tus temas favoritos: recetas de cocina, tutoriales de cualquier cosa, experiencias personales, viajes, etc.

Partiendo de la idea de que algunos blogs son una pasada y acaban enganchando a muchas personas, podemos entender que también hayas pensado crear el tuyo propio. Ya sabes; si puedes encontrar un blog de cualquier cosa ¡tu también tienes la llave de crear uno!

Tienes total libertad de pensamiento para crear uno, y eso está genial. Sin embargo, en la mayoría de los casos una duda asalta nuestra mente y nos hace frenar en seco nuestra decisión y pensamos: ¿Pero ¿Cómo se hace eso? ¿Hay que estudiar informática o pagar algo?

Desde aquí te animamos a que te calmes y te informamos de que crear un blog es una tarea sencilla y divertida ¿Quieres saber cómo empezar? ¡Quédate y te lo contamos!

Tus primeros pasos como Blogger.

Ser Blogger o escritor/a de un blog suele asociarse con un puesto de trabajo ¡aunque en la mayoría de casos no es así! Escribir un blog puede serte de utilidad tanto para trabajar sobre ello, como para ordenar tus conocimientos, compartirlos con la gente, y, además, puede servirte hasta de diario personal.

Aun así, es cierto que no nos basta sólo con tener una genial idea para crear un blog; para llevarlo a cabo debemos entender sobre maquetación web, cómo subir los contenidos, cómo responder a nuestros seguidores, como actualizar contenido y mucho más (y esto no es algo que venga de serie en nuestro ADN).

De hecho, muchos de nosotros buscamos incluso crear contenido en otro idioma porque observamos que esa temática puede triunfar más con nuestros amigos americanos o franceses antes que con los españoles ¡qué cosas!

Sea como sea, para comenzar todo esto empezamos por lo siguiente:

  1. Define el tema y define la tipología de tu blog.

Quizá no lo sabías, pero uno puede bloguear de diferentes maneras. Existen personas que crean cuentas en redes sociales como Instagram y suben ahí todo el contenido de su blog, en lugar de hacerlo en un blog independiente como puede ser Blogger o WordPress. Por ejemplo, una persona que ame viajar, puede bloguear en redes creando una cuenta de blog de viajes. Este blog es más visual que leído, ya que las redes sociales (exceptuando Twitter) suelen estar más enfocadas al contenido visual. Aun así, puede ser un blog también.

Por otra parte, también podemos bloguear a través de plataformas de vídeo como YouTube o Tiktok. Esto implicaría el 0% o el mínimo uso de textos, limitándonos sólo a escribir para definir una descripción escrita del vídeo o un texto explicativo con hashtags y demás. Uno puede grabarse a sí mismo y mostrar en pantalla el 100% del contenido sin tener que escribir en un blog, y las plataformas como YouTube muestran todas las facilidades para usarlo.

Por último, si te interesa la idea clásica de blog y te gusta leer y escribir, debes optar por una plataforma para ello. Más adelante te daremos algunos consejos para elegirla.

Una vez hayamos definido el tipo de blog que queremos crear, debemos enfocarnos en uno o varios temas. Recuerda que existen muchos temas que abarcar, y puedes hasta mezclarlos; ¿Cómo te suena un blog que trate de psicología y que también entienda de decoración? ¿Crees que tienen relevancia? ¡Ya verás que sí!

Siempre que tu blog tenga un orden y una coherencia, marcará la diferencia, así que no le pongas límites a tu creatividad.

  1. Elige tu plataforma favorita.

Puede ser gratuita o de pago ¿Qué prefieres?

Las plataformas de pago suelen ser más completas y además puedes pagar por tu dominio. En caso de que busques un resultado más profesional, te animamos a elegir una plataforma de pago. Además, en dichas plataformas suelen ofrecerte tutoriales y ayuda para desarrollar tu blog en menos de lo que esperas, por lo que puede ser tu mejor baza si es tu primera vez en este mundillo.

Asimismo, existen plataformas que ofrecen servicios gratuitos y otros de pago, pudiendo alternar entre un servicio u otro. Te aconsejamos que mires bien en internet y compares opciones para quedarte con la que más te atraiga.

  1. Diseña tu blog.

Tu blog requiere de un diseño específico que represente la temática de aquel tema que quieras tratar. Si hablas de coches, es importante que tu blog no esté diseñado con conejitos rosas o imágenes irrelevantes como fotos de cafés.

Además, cuidar el diseño de nuestro blog no es sólo importante para respetar la coherencia de los temas que tratamos, sino que también lo es para garantizar una sensación de comodidad visual a aquellos que la visiten. Un blog con pestañas ordenadas, textos claros, letras legibles y colores armoniosos siempre será mejor que un blog caótico que acabe registrando un bajísimo volumen de visitas.

  1. Cuida a tu público.

Tanto como si es por hobby o por trabajo, probablemente en algún momento tendrás un número de seguidores en tu blog. Si te gusta que las personas se paseen por él, interactúen y recomienden tu página, debes mantenerlos contentos.

¿Cómo se hace eso? ¡Fácil! Para empezar, la comunicación es muy importante.

Puedes implantar un sencillo sistema de comunicación que consista en preguntas y respuestas acerca de tu contenido. De esta forma, las personas podrán satisfacer sus dudas y tú podrás preguntar si hay algún tema en concreto que tu público quisiera ver reflejado en tu blog.

De igual forma, puedes mantener contento a tu público traduciendo tus textos a otros idiomas. No todas las plataformas tienen un sistema de traducción instantáneo, ni todas las personas saben usar el botón de “traducir página”, y es una pena para aquellas personas que vienen a ver tu blog motivados por las imágenes o por lo poco que entiendan. Está claro que, estar traduciendo es una lata (sobre todo si no se te dan bien los idiomas ¡porque el traductor de Google mejor lo dejamos!) pero si miras en las estadísticas de tu blog y observas que las personas que lo visitan son casi todas extranjeras, te animamos a que hagas un esfuerzo y adaptes tus contenidos.

Además, si lo tuyo no son los idiomas, siempre puedes acudir a un servicio de traducción y corrección de textos como bien saben los profesionales de Traduspanish.

  1. Por último, crea contenido de calidad y usa técnicas de posicionamiento.

Si deseas crear un blog por hobby, puedes olvidarte de usar las técnicas de posicionamiento que usaría un Blogger como el SEO o el “Copywriting”. Sin embargo, si no es por hobby, debes saber que estas herramientas te ayudarán a tener muy buena visibilidad y además sabrán enlazar tu contenido con tu público deseado ¡son geniales!

Por otra parte, no descuides nunca tu contenido. Te aconsejamos subir contenido de calidad que proporcione información interesante y tenga la ortografía cuidada. Así, podrás mantener tu propio interés y el interés de quien te lea.

Y sobre todo ¡recuerda subir contenido regularmente! Es fácil perder el interés, pero una vez hayamos invertido nuestro tiempo y nuestra ilusión en un blog (y nuestro dinero, en algunos casos) nos dará mucha pena abandonarlo y dejarlo estar. Es mejor ser constantes y verlo crecer, ya que la satisfacción personal será mucho mayor.

Comparte este artículo:

Compartir

Facebook
Twitter
LinkedIn
Más popular
también te puede gustar

Platos que puedes preparar con vino.

Preparar platos con vino puede aportar varios beneficios para la salud aunque es importante recordar que dichos beneficios se obtienen con el consumo moderado Cocinar

Scroll al inicio

lo que debe saber

en su bandeja de entrada cada mañana