Nada como una buena gestión

Estos días he visto en las noticias que con el tema del puente de Diciembre han tenido lleno en los aviones porque mucha gente ha viajado para visitar otras ciudades y otros países. El hecho es que hubo algunos vuelos que se cancelaron en el aeropuerto de Barcelona porque hubo una compañía aérea que tenía problemas con sus aviones. Trasladaron a los viajeros este hotel: Mercer Barcelona, situado en la misma ciudad, hasta que vieran qué hacer con ellos. Salió gente en la televisión muy cabreada con la situación, lógicamente, pero en cambio hablaban maravillas de este hotel. Tras ver esto he reservado para estas navidades en ese mismo hotel. Me voy a descubrirlo, como nos gusta en este blog. Así que os contaré en breve si estoy de acuerdo o no con los viajeros estancados.

La verdad es que todos estaréis de acuerdo conmigo en que es una faena que pasen este tipo de cosas, porque es algo que no tienes en mente. Estas familias hicieron las maletas con la ilusión de ir a visitar algún sitio, o a amigos o familiares, y tenían las fechas calculadas pues quizás dependiendo del trabajo, o del colegio de los pequeños…supongo que lo tendrían todo calculado como hacemos todos cuando planeamos un viaje. Y gracias a la mala gestión de la compañía aérea, tuvieron que aplazar su viaje un día. Que si que solo es un día, pero un día en el que había planes, había reencuentros con gente…que las personas adaptan sus vidas según los horarios y los planes que se tienen cuando viajamos.

Trabajo en el sector del turismo, y como tal tenemos que tener siempre en cuenta que pueden surgir muchos imprevistos de última hora que haga que los clientes cambien de planes o tengan que aplazar sus visitas. Y la verdad que no es justo, que si es por un descuido de ellos, pues como humanos, nos pasa a todos, ya sea por el despiste ( como cuando queremos viajar con el DNI caducado) o por otro tipo de motivos, pero que sea culpa de una compañía aérea, o de un hotel ( en este caso fue el hotel lo que les alegró un poco, como ya he dicho), o una agencia de viajes… gente que está acostumbrada a trabajar todos los días con viajeros y que se ven con miles de imprevistos diarios de los cuales tendrían que tener plan b como se dice.

Por ejemplo me llaman muchos clientes porque falla suministro de toallas o de ropa de cama, aunque sea por mala gestión nuestra, tenemos siempre ropa de sobra de repuesto por si pasan estas cosas cerca de los apartamentos o incluso en la propia oficina. Trabajo alquilando apartamentos por todo Madrid, viene gente de fuera de España, ya sea por negocios o viaje de placer. Y entiendo que es muy frustrante que puedan pasar cosas con las que ellos no contaban, porque sea nuestra culpa y no la suya. Siempre tenemos remedios, otros planes o soluciones, o siempre va a haber alguien disponible que se traslade a los apartamentos en caso en el que pase algo excepcional.

Y es que es la buena gestión de este tipo de negocios lo que hace que el cliente vuelta a tu ciudad, que se vaya con buen sabor de boca, y no solo porque le guste o no la ciudad, si no porque se le ha tratado bien, se le ha tratado como si estuviera en su casa. Esa es nuestra filosofía, que son personas que van a otra ciudad o país, hacerles sentir cómodos y con ganas de más y más.

Por esto me da rabia lo de la compañía aérea, porque deberían de tener un plan b. Porque la gente no se conforma con dormir en un hotel de lujo como es el que os contaba al principio. Os dejo para que veáis de qué maneras pueden estropearnos las vacaciones las compañías aéreas.

Deja una respuesta