Sacar plaza para un parking por Internet ya es habitual en Madrid

Sacar plaza para un parking por Internet ya es habitual en Madrid

Una de las máximas preocupaciones que tiene la gente cuando acude a una gran ciudad tiene que ver con el aparcamiento. Ni que decir tiene que se trata de un asunto que nos puede generar muchísimos problemas e incomodidades. Es lógico que seamos muchos y muchas los que, como mínimo, le tengamos respeto a este asunto. Y ojo, porque encontrar una solución no siempre es sencillo. Mucha gente ha llegado a pensar que con la compra de un coche más pequeño iba a tener más facilidades, algo que parece lógico en primera instancia pero que no es tan fácil después.

¿Cuánto tiempo podemos perder para aparcar en una gran ciudad? La verdad es que estamos hablando de algo que nos puede llegar a desesperar. No es para menos, porque son muchas las personas que han estado más de media hora dando vueltas en un sitio para encontrar un hueco en el que dejar a salvo su coche. Porque, además, esa es otra: no todos los lugares son idóneos para aparcar. Si nos confiamos, es posible que nuestro coche haya sufrido algún desperfecto para cuando regresemos a él si lo hemos dejado en una zona que sea poco segura.

Una noticia publicada en la página web de Merca2 informaba de que había cuatro grandes problemas entre los madrileños para aparcar. El primero de ellos tenía que ver con el protocolo anticontaminación, que no dejaba que algunos vehículos accedieran a determinadas zonas, lo que condicionó a mucha gente a la hora de encontrar sitio para aparcar de un modo legal. Por otro lado, el incumplimiento de las promesas del Ayuntamiento, que prometió construir aparcamientos, también condicionó a mucha gente. Finalmente, cuestiones como la arquitectura del extrarradio de Madrid y el coche compartido también se mencionan en este artículo.

Hace mucho tiempo que la falta de aparcamiento es un problema real en una ciudad como lo es Madrid. Una noticia publicada en la web del diario 20 Minutos aseguraba que este problema ya era considerado como uno de los principales para los madrileños y madrileñas. Aunque la noticia data del año 2018, la verdad es que tenemos la sensación de que mucha gente tiene este problema entre sus principales desde hace mucho más tiempo. Solo había que haberles preguntado hace 20 años si realmente estaban contentos y contentas con todas las vueltas que tenían que dar para aparcar.

Una de las grandes ventajas que ha adquirido la ciudad de Madrid en los últimos años es que los parkings y su aumento en el número de plazas parece que están ayudando a reducir los problemas que muchas personas tienen para encontrar un hueco en el que aparcar su vehículo. De hecho, desde Orbit Parking nos han indicado que hay gente que, para asegurar esa plaza de aparcamiento por la que tanto suspira, la reserva por Internet. Y la verdad es que este es un medio muy efectivo para movernos en coche y no tener ningún tipo de agobio.

Una manera de que también conduzcamos más seguros 

Al acabar el párrafo anterior, hemos dado en el clavo. Lo hemos hecho al referirnos a los agobios al volante, que son bastante comunes en las grandes ciudades y que, desde luego, provocan una gran cantidad de accidentes a lo largo de un solo año. Muchas veces, en la ciudad los riesgos se reducen para el conductor, pero no así para los peatones. La gran cantidad de gente que es atropellada en Madrid durante un año natural sorprendería a más de uno y más de dos. Hay que tener mucho cuidado.

No hay nada peor que habernos dado cuenta de que hemos provocado un accidente por culpa de nuestro agobio. Aunque no nos haya pasado nada, estamos ocasionando un perjuicio para otra persona e incluso para nosotros mismos, puesto que si el coche que conducimos ha chocado contra algo o alguien, tendrá que pasar unos días en el taller. Además, y por si fuera poco, si provocamos un atropello o accidente ya nos podremos olvidar de llegar en hora a donde quiera que nos estuviéramos desplazando. En otras palabras, nuestro agobio no nos habría valido de nada. Y eso duele.

Tener y conducir un coche exige una responsabilidad que nunca se nos puede olvidar y de la que tenemos que hacer gala incluso cuando nos encontramos realmente agobiados y tenemos mucha prisa. Ya ha fallecido mucha gente y se han provocado demasiados daños personales y materiales por culpa de los agobios en las grandes ciudades, así que es mejor que no sigamos perpetuando la estadística. Tenemos muchas maneras de prever los agobios. Podemos salir antes de casa para evitar que el reloj nos gane la partida. Y también, no os olvidéis, podemos reservar una plaza de aparcamiento en un parking por Internet para garantizar que no vamos a estar dando vueltas sin sentido para encontrar un hueco en el que dejar nuestro vehículo.